Blog

Betacaroteno. Mucho más allá de la Vitamina A

El betacaroteno fortalece el sistema inmunológico, reduce la incidencia de cánceres y disminuye el riesgo de enfermedades cardíacas.

El betacaroteno es un pigmento natural presente en varios tipos de alimentos y es parte de un grupo más grande de nutrientes conocidos como carotenoides. Son pigmentos amarillo naranja que se encuentran en frutas y verduras, como zanahorias, rúcula, calabaza, remolacha, papaya, mango y batatas. El betacaroteno tiene la capacidad de biotransformarse en vitamina A a través de la mucosa intestinal, por este motivo a veces se lo denomina provitamina A. Sin embargo, proporciona otros beneficios además de suministrarle al cuerpo esta vitamina.

Beneficios

Algunas actividades biológicas han sido atribuidas a los carotenoides, como el fortalecimiento del sistema inmunológico y la reducción del riesgo de enfermedades degenerativas como el cáncer y los problemas de visión. Pero además de ser un potente antioxidante, y neutralizar los radicales libres que pueden dañar las células y causar enfermedades, también se lo ha señalado en la lucha contra las enfermedades cardíacas.

Una investigación realizada en la Universidad de Harvard reveló que el consumo diario de 50 mg de este nutriente reduce el riesgo de infarto de miocardio, accidente cerebrovascular y muertes causadas por otros problemas cardiovasculares en un 50%. Algunos estudios demostraron que puede evitar que el colesterol malo (LDL) dañe el corazón y los vasos coronarios.

Según la publicación “Fontes Brasileiras de Carotenoides” del Ministerio del Medio Ambiente, estudios comprobaron que, como antioxidante, el betacaroteno puede revertir algunas enfermedades precancerosas. Además, se ha constatado que inhibe el crecimiento de células anormales, fortalece el sistema inmunológico, fortalece las membranas celulares y aumenta la comunicación entre las células.

Consumo recomendado

Para mantener los niveles correctos de betacaroteno, basta con tener una dieta variada, con frutas, legumbres y verduras, consumidas diariamente. Es fácil alcanzar la recomendación diaria de consumo de esta sustancia: 100 gramos de zanahoria cruda contienen 4 veces la recomendación diaria del nutriente. Y 100 gramos de batata contienen 6 veces la orientación del betacaroteno diario.

Deficiencia

La deficiencia de betacaroteno puede resultar en la reducción de la capacidad antioxidante del cuerpo, daños a la visión con posibilidad de llegar a la ceguera, supresión de la inmunidad, cambios en la piel y debilitamiento de las uñas y el cabello.

La deficiencia de betacaroteno es un problema común en los países en desarrollo. Por lo tanto, según la Asociación Brasileña de Nutriología (Abran), los alimentos biofortificados han sido desarrollados por investigadores brasileños para llevar a la mesa nutrientes a los que algunas poblaciones tienen poco acceso, ya sea por factor geográfico o por cuestiones culturales de la alimentación.

Vitamina A en la Nutrición Enteral

Ya tratamos aquí en el Blog Prodiet sobre cuándo se indica la Nutrición Enteral. En estos casos, se administra una dieta líquida a través de sonda colocada en el intestino o estómago. Así como en la alimentación usual, el paciente debe recibir todos los nutrientes por la sonda, incluyendo todas las vitaminas y minerales. Como ya lo mencionamos, el betacaroteno tiene la capacidad de transformarse en vitamina A. De esta forma el betacaroteno es uno de los nutrientes que puede estar presente en la formulación enteral, además de otras fuentes de vitamina A, pudiendo contribuir con todos los beneficios mencionados.

 

 

 

Referencias:

http://www.mma.gov.br/estruturas/sbf_agrobio/_publicacao/89_publicacao09032009113306.pdf

http://abran.org.br/wp/para-publico/alimentos-turbinados-ajudam-a-prevenir-problemas-de-saude/

http://www.scielo.br/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0100-40422007000300022

 

Este post ha sido útil? No

PUESTOS RELACIONADOS